Luis Varela

SABER INVERTIR

Edición en línea del lunes 30 de diciembre de 2019

 

 

CON BIENES PERSONALES, LA INVERSIÓN EN DEPARTAMENTOS QUEDÓ FUERA DE JUEGO

Lastimosa realidad en inmuebles: todo está en venta y nada se mueve

Escribe LUÍS VARELA
luisalbertovarela@hotmail.com 

Se conocieron los datos de actividad inmobiliaria de la Ciudad de Buenos Aires y de la Provincia de Buenos Aires, y los niveles de operación son paupérrimos. En noviembre en Capital se hicieron apenas 2410 operaciones, 64,4% menos que en noviembre de 2018. Y en enero-noviembre las escrituras realizadas llegan a 30.146 operaciones, 45,7% menos que en 11 meses de 2018, lo cual significa el peor año desde 2014. Y en provincia de Buenos Aires, la actividad en noviembre no sufrió tanto (hubo 7.230 operaciones, 22,5% menos que en noviembre de 2018), pero en el acumulado de 11 meses la caída es del 32,4% y, con 70.754 escrituras la provincia de Buenos Aires tiene la peor actividad inmobiliaria de los últimos años.

Este bajísimo nivel de actividad obedece a dos razones principales. Por un lado, los argentinos sin vivienda no tienen dinero disponible para acceder a una compra y el crédito hipotecario tuvo hasta ahora tasas de interés carisimas. Y por otra parte, acabamos de acceder a una nueva forma de Gobierno que toma a las propiedades como una forma de recaudar: el que tiene vivienda propia tiene que contribuir pagando con bienes personales para asistir a un sistema repleto de gente pobre y desesperada. Resultado, la gente no compra propiedades, no se construye, no hay actividad y no hay empleo en un sector clave de la economía.

Informe exclusivo para suscriptores

solicite la suscripción o pida información sobre oferta especial

saberinvertir@gmail.com

Pulse para volver a la pagina principal